Un recordatorio de seguridad

Share:

Por Phil Key, Presidente

En primer lugar, queremos felicitar a todos los que nos han ayudado a crear y mantener una cultura de seguridad excelente en Ruppert. Como entendemos: la seguridad es responsabilidad de todos. Para nosotros, la seguridad no es solo una política, es un valor y parte de nuestra cultura. Incorporamos prácticas y principios de seguridad en nuestras rutinas diarias, medimos nuestro éxito para responsabilizarnos y hacemos todo lo posible para que el lugar de trabajo sea un entorno más seguro para nuestra gente y para brindar un servicio seguro y de calidad para nuestros clientes.

Una de las maneras en que medimos nuestro desempeño con la seguridad es a través de nuestra Tasa de Modificación de la Experiencia (EMR, y a veces también lo oirá como nuestra tasa MOD). Esta calificación, que es como un puntaje de crédito, es contada por una tercera entidad que considera el costo de las lesiones pasadas de la compañía y las posibilidades futuras de riesgo. La calificación es un buen indicador de la seguridad general de una empresa. Una empresa que obtiene una puntuación superior a 1.0 se considera más riesgosa que la mayoría; una empresa por debajo de 1.0 se considera más segura que la mayoría. Durante los últimos seis años, nuestra EMR ha estado en una tendencia descendente continua, desde un máximo de 1.34 en 2014 hasta donde estamos actualmente en 0.74. Esa es una tendencia de la que estamos muy orgullosos, y estamos agradecidos por el liderazgo proporcionado por Dave Sanders, los miembros de nuestro Comité de Seguridad, y por cada uno de ustedes por ayudarnos a lograr ese hito.

Recientemente, sin embargo, hemos visto un aumento en los accidentes prevenibles, incluidos los accidentes vehiculares graves y las lesiones graves de varios empleados. Hemos experimentado una serie de colisiones en las que los cinturones de seguridad entraron en juego, varias lesiones oculares en las que los anteojos de seguridad habrían marcado la diferencia y una serie de lesiones en las manos y los dedos que fueron causadas simplemente por no seguir una regla o un procedimiento adecuado. En general, los últimos meses han sido un desafío para todos nosotros y hemos tenido muchas distracciones legítimas con las que lidiar, ajustándonos a muchos protocolos nuevos en el hogar y en el trabajo para mantenernos a nosotros y a nuestras familias a salvo. Sin embargo, la capacidad intelectual y las tareas adicionales que a menudo se requieren para enfrentar estos desafíos no pueden reemplazar algunos de los fundamentos muy importantes que tenemos para garantizar que tengamos condiciones de trabajo seguras y saludables que protegerán a todos los empleados. Conceptos básicos como usar su PPE, evitar distracciones mientras conduce y opera el equipo, planificar su trabajo, elegir el equipo correcto, operar ese equipo como está capacitado, usar protección contra vuelcos y cinturones de seguridad, levantar objetos correctamente y usar un observador cada vez que retrocedemos— todos los cuales están en su lugar para mantenernos a salvo. Con eso en mente, quería tomarme un minuto para recordarles a todos la importancia de lo básico. Por lo tanto, recuerde lo siguiente cuando viaje hacia o desde un lugar de trabajo y en todo momento en el trabajo:

  • Manténgase visible siempre. Use un chaleco de seguridad siempre.
  • No arriesgue su vista: una vez que se ha ido, no puede recuperarla. La protección para los ojos es parte del uniforme y debe usarse en todo momento mientras se trabaja.
  • Proteja su audición. Se requiere protección para los oídos al operar o estar cerca de cualquier equipo eléctrico.
  • Use su cinturón de seguridad. Haga que abrocharse el cinturón sea una rutina, algo que haga CADA vez que se suba a un vehículo antes de arrancar el motor. Los cinturones de seguridad son la ley y el uso obligatorio para todos los empleados en todos los vehículos y equipos de propiedad o arrendados de la empresa.
  • Estacione su teléfono antes de irse. La distracción mata— es por eso que nuestra política es no usar el teléfono celular mientras se conduce, incluido el uso de manos libres.

Solo le pedimos que haga su trabajo de manera segura y regrese a casa para disfrutar de su familia todas las noches.

Apreciamos todo lo que hace y entendemos que nadie piensa que serán ellos los que sufrirán una lesión o lastimarán a otros. Sin embargo, los accidentes ocurren y nuestra mejor manera de protegernos contra el peor de los casos en el que alguien pierde un ojo, se lesiona en un equipo o tiene un accidente fatal es mantenernos enfocados en los detalles que podemos controlar. En pocas palabras, usted es muy importante para nosotros y, siguiendo las reglas de seguridad, podemos evitar que ocurran accidentes. Las estadísticas muestran que el 80% de los accidentes ocurren porque los trabajadores no toman las medidas de precaución adecuadas o toman un atajo en lugar de seguir los procedimientos adecuados. Los segundos que puede ahorrar tomando un atajo percibido solo aumentan el riesgo de lesiones y pueden costar, exponencialmente, mucho más al final.

Siempre habrá un nivel de riesgo con cualquier cosa que hagamos en nuestra industria, pero mantener esos riesgos lo más bajos posible siempre debe ser nuestro objetivo. Si cada uno de nosotros hace lo correcto, de la manera correcta, cada vez, mejoramos nuestras probabilidades de que todos los empleados regresen a casa de manera segura al final del día. ¡Continúe haciendo su parte para mantenernos a salvo! Gracias por escuchar y disfrute el fin de semana.

Sinceramente,